Recolectores de basura crearon una biblioteca con miles de libros desechados

Los recolectores de basura de Ankara, la capital de Turquía, han abierto una biblioteca pública con libros que fueron encontrados en la basura por trabajadores, entre los desechos. La noticia de la nueva biblioteca ubicada en Çsankaya, Ankara se difundió rápidamente y ahora la gente ha comenzado a donar libros directamente a la biblioteca, en lugar de tirarlos a la basura.

Serhat, un joven de 32 años que trabaja en el servicio de recolección de basura, siempre soñó con tener una biblioteca. Al ver la cantidad de libros abandonados en los basureros, tanto él como muchos de sus compañeros llegaron a plantearse cuál podría ser el volumen de libros que podrían generar para construir una pequeña biblioteca de uso interno.

Y fue así como surgió la idea de empezar a almacenar todos los libros abandonados para poder crear una pequeña biblioteca comunitaria, tanto para los trabajadores como para sus familias.

La idea de recolectar libros y revistas se convirtió en una tarea que, durante meses, mantuvo a los trabajadores del cuerpo doblemente ocupados: no solo hacían su trabajo, sino que, además, almacenaban y clasificaban los libros que encontraban en sus rutas. En cuestión de pocas semanas, decidieron dirigirse al alcalde, para poder ubicar la cantidad de libros que tenían acumulados, ya que el volumen sobrepasaba lo esperado.

Desde la institución municipal, se les cedió un espacio en el barrio de Çsankaya, específicamente en una antigua fábrica de ladrillos que llevaba más de veinte años cerrada. Lo que en un principio estuvo pensado para acomodar una biblioteca para los trabajadores y sus familiares, poco a poco fue convirtiéndose en un espacio de interés también para vecinos, quienes se acercaban al lugar para donar libros, catálogos y revistas.

Así es como, en poco menos de siete meses, la biblioteca dejó de ser un espacio solo para los trabajadores y quedó abierta al público convirtiéndose en un nuevo espacio cultural.

Desde su apertura, el volumen de libros no ha cesado, en la actualidad, hay más de 6000 libros catalogados, incluye una sección para niños, un área dedicada a los libros de investigación científica y una serie de libros en inglés y francés para aquellos lectores que se atreven a leer en otras lenguas.

Además, el hecho de haber sido creada por operarios que trabajan por la noche, ha convertido a esta en la biblioteca con el horario más amplio de toda Turquía: desde primera hora de la mañana hasta las 5:30 de la madrugada. De esta forma, los trabajadores pueden pasar por la biblioteca para tomarse un café, hacer un descanso durante la noche o sacar algún libro en un horario acorde con sus rutinas laborales.

La biblioteca tiene una zona de lectura, un área infantil, un espacio para juegos de mesa y una pequeña cafetería. Parte de la iluminación está hecha con tubos de cobre, también encontrados en la basura, y las paredes están cubiertas con posters e ilustraciones. Además, se han puesto en marcha programas de préstamos de libros tanto a particulares, colegios, organizaciones sin fines de lucro y centros penitenciarios.

Melisa Jankac

Melisa, se dedica al movimiento y a la conciencia corporal, promoviendo un estado de integridad del ser. Ella cree que la sustentabilidad es danzar en armonía con el planeta, por tal motivo dedica parte de su tiempo a escribir artículos sobre Ecología.

8 comentarios en «Recolectores de basura crearon una biblioteca con miles de libros desechados»

  • el mayo 21, 2021 a las 2:46 pm
    Enlace permanente

    Diana Martínez Calderón, me parece una forma muy creativa y muy útil de como lo hicieron, es un gran apoyo para muchos trabajadores y demás personas

    Respuesta
  • el mayo 21, 2021 a las 2:49 pm
    Enlace permanente

    Soy estudiante de Mercadotecnia, llevo como materia mercadotecnia ecológica, y esta idea me parece bastante buena, ya que es una forma de reciclar y ayudar al medio ambiente.
    para la fabricación de los libros se utilizan muchos recursos, y es triste que muchas veces terminan siendo olvidados y tirados.
    Los libros suelen contener mucha información importante que merece ser pasada de persona a persona.

    Respuesta
  • el mayo 21, 2021 a las 2:52 pm
    Enlace permanente

    Mi nombre es Sandra Del valle, estudiante de la licenciatura de mercadotecnia y publicidad, y estoy cursando la materia de mercadotecnia ecológica, me encantó la idea que tuvieron estas personas, es una gran idea para ayudar al medio ambiente y a la vez, que las personas tengan oportunidad de leer, cualquier libro es un tesoro, y es asombroso que hayan aprovechado y tuvieron la oportunidad de recolectar los libros que otras personas desechaban. Me gustaría que esto estuviera en México, y ayudar a las personas que no pueden tener un libro al alcance fácilmente puedan acudir a esta idea. excelente manera de ayudar al medio ambiente y a la comunidad 🙂

    Respuesta
  • el mayo 21, 2021 a las 3:04 pm
    Enlace permanente

    La idea está increíble ,es algo que varias personas quizá habrían pensado en hacer pero no lo ponían en práctica y estas personas son muy conscientes realmente es algo bueno para nosotros para aumentar el coeficiente intelectual de las personas al mismo tiempo que está siendo usado nuevamente , la educación es la mayor arma para conquistar el mundo , actualmente los niños y jóvenes lo necesitan son el futuro de nuestra sociedad , también los adultos para que en conjunto seamos más cultos sepamos de otras personas , cosas, situaciones . El simple hecho de leer algo que otra persona externa escribió es mágico , nos transporta a su mente , a sus ideas , sus ideales , de ahí es que vamos construyendo un criterio lo bastante amplio para ser los profesionistas , trabajadores en oficios , emprendedores del mañana , haciendo de nosotros la lectura nuestro pan de cada día lo que conlleva a ser personas de bien , tener mejor salud mental que es lo más importante en la actualidad , cuantos temas se tocan solo con esta nota ecológica pero así es la naturaleza , amplia , basta y sin duda no tiene precio , deberíamos aprender a valorarla y realizar acciones tan nobles y buenas como la de estas personas con los libros .
    Elizabeth López -Licenciatura en Mercadotecnia y Publicidad – Materia: Mercadotecnia Ecológica UNILA .

    Respuesta
  • el mayo 21, 2021 a las 3:10 pm
    Enlace permanente

    ¡Qué gran idea! Estoy tomando una clase de mercadotecnia ecológica y esto es un perfecto ejemplo de la integración de valores hacia el cuidado ambiental en la creatividad, el hecho de darle un segundo uso a un producto “basura” es un avance significativo para reducir el impacto ambiental, en este caso que se genera al producir libros, cuando estos pueden ser usados una y otra vez por distintas personas, considero de suma importancia difundir este tipo de ideas puesto que se pueden llevar a cabo en distintas comunidades e incluso tomarlo de impulso para la generación de nuevas ideas.
    Esperemos que este tipo de actividades se multipliquen y más personas se unan, pues esto beneficia tanto a la población como al planeta.

    Respuesta
  • el mayo 21, 2021 a las 11:37 pm
    Enlace permanente

    Creo que es algo muy interesante y sano para la sociedad, ya que no solo evitan una contaminación innecesaria si no que también fomentan el aprendizaje, seria de ensueño que se aplicara en mas países del mundo, principalmente en Latinoamérica, que la verdad es donde hace mucha falta, si hubiese mas gente que leyera y generara conciencia habría muchos menos problemas sociales por la delincuencia que es producto de la educación tan vaga con la que cuenta la mayoría de sus habitantes

    Respuesta
  • el mayo 28, 2021 a las 2:21 pm
    Enlace permanente

    esta idea planteada y hecha realidad hizo un verdadero cambio en la sociedad turca ya que favoreció no solo al medio ambiente si no que también tuvo su lado positivo al hecho de hacer que otras personas tengan la oportunidad de leer un nuevo libro y hacer que otras personas tengan mas conciencia sobre el hecho de si donar un libro para favorecer a la sociedad o solo desecharlo y este poder a llegar a contaminar, igualmente puede provocar que muchos mas paises o sociedades hagan algo similar

    Respuesta
  • el junio 6, 2021 a las 1:09 am
    Enlace permanente

    Siempre he considerado que la solución de todos los problemas sociales y ambientales nacen de la falta de cultura que tenemos, es admirable como una causa tan aparentemente fácil como recolectar basura haya cobrado un valor cultural tan significativo ya que no solo ataca un problema social sino también uno ambiental.
    Los grandes cambios nacen de pequeños, hagamos conciencia y seamos parte del cambio.

    Respuesta

Deja un comentario